Home
GitOps: trabajando con Kubernetes

GitOps: trabajando con Kubernetes

Muchos de vosotros y vosotras estaréis familiarizados con DevOps, la metodología de desarrollo de software basada en la integración entre developers y administradores de sistemas que permite desarrollar software más rápidamente, con mayor calidad y menor coste.

GitOps es un conjunto de buenas prácticas basadas en DevOps. Se utiliza para gestionar las configuraciones de las aplicaciones y las infraestructuras usando Git, que se utiliza para realizar un seguimiento de los cambios en el código durante el desarrollo de software. Es decir, la gestión de distintas versiones de un desarrollo.

GitOps surge de la necesidad de incorporar un nuevo punto de vista sobre cómo gestionar los clusters de Kubernetes a gran escala. Este paradigma establece una serie de principios y prácticas diseñados para facilitar la gestión de Kubernetes, una gestión que puede parecer sencilla al inicio, pero a medida que aumenta el número de servicios, configuraciones y demás elementos, se incrementa considerablemente la complejidad de su administración.

¿Qué es Flux?

En la comunidad de aplicaciones nativas de la nube existen múltiples herramientas que implementan este paradigma de trabajo. Una de ellas, que resulta muy interesante es Flux, la cual automatiza la implementación de contenedores en Kubernetes.

La característica principal de Flux es la sincronización automatizada entre un repositorio de control de versiones y un clúster. Si realiza algún cambio en su repositorio, esos cambios se implementan automáticamente en su clúster.

En esta serie de nueve vídeos, Manuel Morejón y Enrique Benito, Cloud Engineers en Sngular, explorará a fondo el potencial de GitOps a través de la herramienta Flux

¡Únete a la experiencia GitOps y eleva a tu equipo al siguiente nivel de eficiencia y rendimiento!

Volver a la listaSiguiente artículo
arrow